Sáb. Ene 28th, 2023


Argentina fue testigo de una condena histórica hoy: un tribunal federal condenó Cristina Fernández de Kirchnerdos veces jefe de estado y actual vicepresidente de la nación por defraudar al Estado: seis años de prisión e inhabilitación permanente para cargo público. La cantidad de dinero desviado es impresionante: 1.000 millones de dólares.

El presidente del tribunal dijo: «La administración pública ha sido considerada penalmente responsable por la administración fraudulenta en perjuicio». La decisión que absuelve al expresidente de «asociación ilícita».

Un vicepresidente titular en Argentina no había sido condenado previamente por la Justicia. En el caso de Fernández de Kirchner, de 69 años, la sanción cobra aún mayor significado porque es el líder más influyente y polarizador del país en las últimas dos décadas.

La fiscalía pedía 12 años e inhabilitación permanente para ejercer cargos públicos, pero el Tribunal Oral Federal 2 determinó la mitad de ellos. Fernández de Kirchner era Presidente de la Nación al momento de su condena, ya que era jefe de Estado. alberto ferndezViajó este martes a Montevideo, Uruguay para asistir a la Cumbre del Mercosur. La relación entre el presidente y el vicepresidente está llena de tensión y menos diálogo.

«Este es un estado paralelo y mafia, mafia legalTras la decisión, el Vicepresidente reaccionó en su discurso desde su despacho en el Senado. sistema paraestatal Los que deciden sobre la vida, el patrimonio y la libertad de los argentinos y que están al margen de las consecuencias electorales”.

A pesar del castigo, Fernández de Kirchner no irá a la cárcel: tiene la posibilidad de apelación y también está protegido por privilegios especiales como vicepresidente. Si la pena se confirma en los casos de apelación, la prisión será tu hogarEs una ventaja que tienen los mayores de 70 años en Argentina.

Después de leer la oración, Fernández de Kirchner tenía planeado hablar en sus redes sociales. El dos veces presidente (2007-2015) resume en una palabra que la sentencia ya está «escrita» y se persigue en una alianza entre el «verdadero poder», la política y la justicia: remedio legal.

Días atrás, viuda Néstor KirchnerEl mandatario, que fue presidente de 2003 a 2007, fue menos astuto: ya no enfrentó una orden judicial, sino un «escuadrón de bomberos». La metáfora no es casual: el 1 de septiembre, un hombre le puso una pistola en la cara. Disparó y la bala no salió, pero el expresidente cree que hay fuerzas que buscan eliminarlo por la vía judicial o física.

El penal llegó en un día muy caluroso en Buenos Aires y en una semana en la que los argentinos estaban preocupados por dos temas: la sentencia en el juicio al vicepresidente y el destino de la selección de fútbol en los Cuartos de Final de 2018 este viernes. Copa del Mundo Qatar 2022 contra Holanda. Cristina Kirchner y Lionel Messi son los héroes del final ardiente de la primavera austral.

Las horas previas al anuncio de la sentencia fueron sumamente difíciles en el centro de la capital argentina. Grupos piqueteros bloquean el tránsito en Avenida 9 de Julio, la principal arteria de Buenos Aires, y amenazó con pasar allí la noche en tiendas de campaña. De esta forma, apoyaron a Fernández de Kirchner, quien contó con el apoyo de varios cientos de manifestantes frente a la sede de la Justicia Federal, donde no estuvo presente.

¿Cómo llegó a esto el líder político más decisivo de las últimas dos décadas en la tercera economía más grande de América Latina?

La resolución confirmó que Alberto Fernández había manejado un sistema que defraudó al Estado a través de contratos de obras públicas durante los dos mandatos del vicepresidente. manejar contratos millonarios Obras viales en Santa Cruz, Patagonia, que los Kirchner controlan desde hace tres décadas.

fiscales Diego Luciani y Sergio Mola Confirmaron que el trabajo comprometido fue incompleto, costoso e incluso innecesario. paño de lázaroEl hombre que pasó de ser un simple cajero a un magnate de la construcción en el Banco de Santa Cruz se quedó con todos los contratos. Este dinero luego llegó a los Kirchner por diferentes canales.

“Lázaro Béz, amigo del entonces presidente de la Nación y socio comercial de él y su esposa, se convirtió de la noche a la mañana en empresario de la construcción”, dijo Luciani para desviar fondos.

Bez fue condenado a 12 años de prisión por lavado de dinero.La sentencia fue apelada por su defensa. En el caso que se resolvió hoy, la pena fue de seis años.

A pesar de las pruebas demoledoras de la fiscalía y de la sentencia de la Cámara Federal, un número muy significativo de argentinos cree que Cristina, conocida popularmente en el país, fue víctima de un complot y es completamente inocente de los cargos que se le imputan. lo culpan. Y hay otra industria que ocupa una posición similar, aunque con matices: si, cristina y su marido pueden habérselo robadopero se necesita ‘cash’, dinero para contrarrestar los poderes atrincherados, para hacer política y continuar con el ‘proyecto nacional y popular’.

Para muchos otros argentinos, que en su mayoría son votantes de la coalición opositora Juntos por el Cambio, La condena de Fernández de Kirchner es un hecho que se celebra con la intensidad y alegría de un triunfo mundialista.

Si se desvían fondos para obras públicas, la sanción tiene un efecto secundario muy importante: la sanción y las pruebas que contiene. puede formar una base para habilitar otros procesos forenses Incluido el vicepresidente, y eso también concierne a sus hijos. Máximo es diputado nacional, por lo que tiene fueros, pero Florencia no es políticamente activa y no cuenta con esta protección especial. Dicen quienes conocen al expresidente que ese es el tema que más le preocupa.

según los criterios

Proyecto de confianza

aprende más



Por axwgn

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *